fbpx

El sobrepeso y la obesidad son problemas que afectan al 50% de los animales de compañía.

¿Por qué hay que tener cura de la cantidad y calidad de alimentos que damos a nuestros animales de compañía?
La obesidad en perros y gatos es uno de los problemas mas frecuentes en la clínica veterinaria de pequeños animales. La causa acostumbra a ser la misma: la ingesta de calorías es muy superior a sus necesidades energéticas favoreciendo la formación de grasa corporal.
En algún caso la obesidad viene determinada por desequilibrios hormonales (cómo por ejemplo el hipertiroidísmo) aunque en la mayoría de casos se debe a una inadecuada alimentación, y por lo tanto hay que averiguar las causas.
Es una causa directa de muchas afecciones en diferentes órganos internos, como el hígado, riñones, sistema circulatorio (suma del sistema cardiovascular o circulación sanguínea más el sistema linfático) y aparato locomotor principalmente.
Un sobrepreso del 15 al 20% ya se considera obesidad. Actualmente con las dietas de que se dispone y con unas normas de manejo y control adecuadas, no supone ningún problema eliminar la obesidad en nuestros animales.

¿Qué riesgos comporta la obesidad?
En esta caso no hablamos de obesidad desde un punto de vista estético, sino que este problema puede contribuir al desarrollo de muchas patologías, algunas de estas muy graves: hipertensión, diabetes mellitus, lipidosis hepática, distócia, problemas articulares y de locomoción, dificultad respiratoria, aumento del riesgo anestésico y quirúrgico.

¿Qué hay que hacer y cuándo?
• Proporcionar una dieta adecuada a las necesidades de nuestro animal.
• Medir las presas diarias, es decir los gramos por día.
• Evitar dar de comer entre horas. Si lo hacemos podemos provocar desórdenes digestivos, además de hacernos perder el control de la ingesta diaria del animal.
• Concienciar a toda la familia.
• Realizar controles de peso de forma regular para evitar desviaciones.

¿Qué objetivos queremos conseguir?
• Perder grasa y mantener una conformación adecuada.
• Mantener o aumentar la demasiada de tejido muscular magro (sin grasa).
• Prolongar una salud total (digestivo, piel, pelo, etc.)
• Alargar la esperanza de vida de nuestras mascotas.

Para más información sobre obesidad y sobrepeso puede dejar su comentario y uno de nuestros veterinarios atenderá su solicitud de manera personalizada.