Cambios de estacionalidad relacionados con el celo en las gatas

El Dr. Vicenç Junyent, Director Médico y Cofundador del Hospital Veterinario de Catalunya nos aporta más información sobre los cambios de estacionalidad relacionados con el celo en las gatas.

Probablemente habéis visto una gata haciendo volteretas, rozándose el hombro o con la cabeza o bien maullando continuamente. Este comportamiento es el celo. Las gatas cuando están en celo maúllan para atraer los gatos machos.

El celo de las gatas, fase y duración:

El celo es el periodo donde las gatas están receptivas sexualmente y aceptan los machos. Las gatas en este periodo ovulan, si el gato macho las copula pueden quedar preñadas.
Hay gatas que marcan en casa con orina de olor más fuerte, esto es para atraer los machos.
Otras no paran de maúllar y dejan de comer.
Tanto una cosa como la otra conlleva que muchos propietarios quieran evitar estos problemas, motivo por el cual se esterilizan.

Las gatas entran en celo durante la primavera pero hay diferencias si son de calle o de interior.

Las gatas de calle entran en celo a la primavera, cuando los días se alargan, mejora el clima, hay más luz y es la época de más comida (pájaros, ratones, etc.). Así si quedan preñadas los gatitos que nazcan tendrán mejores opciones de sobrevivir.
Las gatas de casa o de interior tienen menos marcada esta temporada, puesto gozan de mejores condiciones y están mejor alimentadas, hay luz artificial y la temperatura de las casas mejora. Por eso pueden tener el celo durante los meses de invierno.
La edad en el cual tienen por primera vez el celo suele ser a los 6-8 meses, pero en presencia de machos y si llega la primavera pueden hacerlo a la cabo de 5 meses e inclusoo antes. Por eso es conveniente plantear las esterilizaciones a partir del los 5 meses de vida.

Las gatas tienen el celo de forma muy diferente de las perras.

Durante unos meses (de la primavera, hasta otoño) tienen varios celos. Hay una primera fase donde empiezan a evidenciarse los síntomas comentados (maúllan, etc.) y que dura unos 2 días pero todavía no quieren el gato macho. La fase posterior (estre) donde quieren recibir al macho suele durar 3-14 días. Fase donde ovulan si son montadas por el gato, puesto que las gatas son de ovulación inducida.
Si no son montadas, no ovulen y durante unos 5 – 14 días paran los síntomas y entonces vuelve otra vez el celo y así pueden estar meses. Por eso se esterilizan las gatas tanto las de casa como las de calle, para evitar estas fases de celo o para evitar las gestaciones.
Si son montadas pueden quedar gestantes o no. Si quedan gestantes, la gestación dura unos 2 meses. Si no quedan están un mes paradas en una fase de falsa gestación que hace que no tengan celos ni síntomas y después vuelven los celos.
Los gatos machos no tienen celo pero sí que cuando hay gatas en celo se comportan de manera diferente, se pelean, comen menos, están más activos y pueden marcar en casa con orina que hace mucho olor.
Los gatos machos empiezan su etapa sexual activa a la cabo de 6 meses aproximadamente.

Para más información sobre cambios de estacionalidad puede dejar su comentario y el Dr. Vicenç Junyent o uno de nuestros veterinarios especialistas atenderá su solicitud de manera personalizada.