La Dra. María Jesús López de l’HVC Sarrià, nos explica qué es la gingivitis crónica felina:

¿Qué es?
La gingivitis también llamada estomatitis, es una inflamación de la mucosa bucal (encías, lengua). Es de elevada incidencia en nuestra clínica diaria.
Es una patología de evolución lenta, y muchas veces los propietarios tardan en darse cuenta de la enfermedad de su mascota. Esta enfermedad crónica puede tener altibajos, épocas del año en las que nuestro gato esté mejor. Cursa con dolor, salivación (sialorrea), mal olor de la boca (halitosis), pérdida de peso, sangrado de encías, pérdida de piezas dentales y se suele acompaña de infección.

La causa aún no está clara, pero se cree que la base es un problema del sistema inmunitario del gato y de otras patologías asociadas que desencadenan su aparición:
• Virus inmunodeficiencia felina
• Virus leucemia felina
• Herpesvirus felino
• Peritonitis infeciosa felina
• Virus panleucopénia felina
• Complejo granuloma eosinofílico
• Placa bacteriana
• Enfermedad periodontal o resorción piezas dentales

¿Qué pruebas se realizarán?
Es necesario la realización de estudios complementarios para valorar la causa, ya que como he indicado puede ser multifactorial:
• Cultivos para evidenciar bacterias multirresistentes
• PCR o serologías frente a los virus
• Biopsia
• Valoración dental: si es necesario realización de radiología

Además se han de realizar estudios sanguíneos completos para evidenciar otras enfermedades sistémicas concurrentes que podrían afectar también a la boca; como la enfermedad renal.

 

GINGIVITIS CRÓNICA FELINA

 

¿Cómo se tratará?
La terapia va encaminada al tratamiento de las patologías asociadas. Es muy importante la realización de una higiene completa de la boca, retirando el sarro incluso de debajo de la encía; además se realizaran exodoncias de las piezas dentales que presenten inflamación y ulceración de la encía circundante. En casa se realizaran enjuagues con clorhexidina.
En función de los resultados de los exámenes previos realizados, se acompañaran de las terapias de adecuadas para cada casos, ya sea antibióticos, antiinflamatorios y/o analgésicos.
También está indicado el uso de inmunomoduladores como el Interferon.

La gingivitis crónica felina es una enfermedad importante en nuestras mascotas que les produce perdida del estado de confort, por ello es primordial hacer seguimiento bucodental de nuestros pacientes para poder establecer unas pautas de medicina preventiva (higienes periódicas, enjuagues, etc).

Para más información puede dejar su comentario y la Dra. Maria Jesús López o uno de nuestros veterinarios especialistas atenderá su solicitud de manera personalizada.